Cineteca Virtual: “No queremos que un señor que viva en Suecia o Iquique sea un criminal por descargar películas y aprender con ellas”

En La Tercera, lo reseñaron así: “Salvo que utilice un computador robado o lo haga sentado en su sillón recién forrado de cuero de huemul, no hay riesgo de delito al descargar las películas de Cinetecavirtual.cl“.

Y lo que dicen es cierto. Todo, porque en el proyecto creado por la Cineteca de la Universidad de Chile, los encargados han tenido la voluntad de no poner barreras al acceso a las obras. No hay obstáculos tecnológicos (ver las películas por Internet resulta fácil con una conexión promedio), ni legales: todas las obras están licenciadas con Creative Commons.

En un contexto donde muchas indistrias creativas ven a Internet como una amenaza a sus derechos de autor, lo de Cinetecavirtual.cl, desde un ámbito local, se suma a inicitivas como Cinepata.com: plataformas que usan Internet como una herramienta antes que como una amenaza.

Para saber más de Cineteca Virtual y su inspiración, conversamos con Luis Horta, director de esta iniciativa.

– Cinetecavirtual.cl se define como el primer portal para ver o bajar cine patrimonial chileno. ¿Por qué nace la inquietud de hacerlo y qué importancia tiene para ustedes que su plataforma sea Internet?
Surge de dos ideas. La primera es la carencia de acceso a nuestro propio patrimonio audiovisual y la inexistencia de un plan sistemático y orgánico por dotar a la ciudadanía de herramientas para que puedan leer su propia historia incorporando las tecnologías digitales. Hoy es mucho más fácil acceder a una película finlandesa o taiwanesa que a una película chilena, y eso hace que el común de las personas vea nuestro cine como algo lejano y que además en cuanto a objeto patrimonial no se acomoda a las nuevas posibilidades.

Una segunda idea -continúa Horta- es la de democratizar la cultura y de manera subyacente retomar los lineamientos y políticas de una universidad estatal que -si bien fue desmantelada y desarticulada luego de la intervención militar- debe volcarse a la comunidad en pro de su desarrollo intelectual. Pienso que una nueva generación está tratando de recuperar ese sentido que anteriormente existía en cuanto institución pública, y recogiendo las experiencias pasadas (no tan distintas en relación a experimentar sobre los medios y la educación) hemos trasladado una intención a los medios que hoy disponemos con el objetivo de generar un espacio transversal, horizontal y libre de acceso a la cultura.

– Podrían haber optado por un simple copyright. ¿Por qué además trabajan con licencias Creative Commons (CC)?
CC ofrece la posibilidad de un acceso justo a la cultura, y como somos una institución pública, además de proteger las obras y a sus autores, nos interesaba proteger a los usuarios. No queremos que un señor que viva en Suecia, Australia, Punta Arenas o Iquique sea un criminal por descargar películas y aprender con ellas. Como este no es un proyecto comercial, sino netamente educativo, CC se emparenta perfectamente con las políticas que hay detrás de nuestra Cineteca y del proyecto en particular.

– ¿Le puedes recomendar al público de Creative Commons Chile algunos tesoros imperdibles de Cinetecavirtual.cl?
Muchos: “Venceremos” es una de las primeras películas que se exhibió en Cannes. Es bastante triste ver cómo las desigualdades de 1970 siguen siendo las mismas, la gente que viaja en micro tratada de la misma manera indigna en que se trata hoy a los trabajadores que deben viajar en Transantiago, es un testimonio bastante evidente de qué es el país o de cuán ciertas son esas frases de que “este país ha cambiado para mejor”. Otra película es “Entre ponerle y no ponerle” de Héctor Ríos, una gran película chilena. Y de las películas jóvenes y en digital “Perdida hija de perra“, un documental que juega con el kitsch, lo lúdico y la crítica al sistema. En general, recomiendo ver las películas producidas por la Universidad de Chile entre 1964-1973, por que ahí está el documento de un despojo, algo que no debería haber pasado nunca, que es la intervención de una universidad estatal, y posteriormente las escasas voluntades para resarcir el daño.

Comenta »

  • Nadie comenta...

RSS feed for comments on this post. TrackBack URI

Deja un comentario

Creative Commons License

Contenido, diseño y programación de este sitio están bajo una licencia Creative Commons.

Los contenidos son obra de ONG Derechos Digitales, citas referenciadas y colaboradores invitados. Diseño y programación son obra de la Oficina de Asuntos Gráficos, derivada de "Creative Commons" de Alex Roberts y "K2" de Michael Heilemann y Chris J Davis.

Estamos orgullosamente en MEDIATEMPLE

Creative Commons Chile usa WordPress 5.4.1 · RSS de Entradas · RSS de Comentarios

Contacto · Políticas de Privacidad · Subir ↑